Posteado por: aberriberri | septiembre 10, 2021

Las buenas noticias

Gabriel Otalora

good_news_newspaperLos países más interesados en socializar el clima de buenas noticias son las dictaduras aprovechando el control de los medios para contrarrestar la realidad y elevar la moral. Aquí ya tuvimos esta experiencia con la imposición del NO-DO antes de cada película en todos los cines y sesiones. Y donde no hay prohibición de libertades, ¿quién conoce el nombre de los diarios que solo publican buenas noticias? En Internet existen varios medios que únicamente publican buenas noticias: el portal Son buenas noticias o la web OK noticias; En positivo, Otromundoesposible.net, Canal Solidario…

Es verdad que buenas y grandes noticias, haberlas, haylas: ya es posible cronificar algunas variantes del cáncer y es un hecho la mejora enorme de la calidad de vida en los pacientes de muchas enfermedades. Sabemos que África lleva un nivel de vacunación de covid-19 en torno al 2% de su población. Pero nos informaron muy poco de la erradicación en 2020 de un poliovirus salvaje. Podríamos seguir llenado páginas de papel (o de pantalla) con los muchos logros sociales, en todos los órdenes, que nos provocarían una sonrisa esperanzada. Todo es información pero algunos estudios señalan lo evidente: que la confrontación y la disputa gozan de un mayor interés para los medios, comenzando por la omnipresente política.

Con la necesidad que tenemos de buenas noticias importantes, el deporte informa de forma positiva frente a la tendencia general de informar con profusión lo negativo. Cada vez que nuestro equipo gana un partido, o ficha a un gran jugador, millones de personas son felices porque, oh paradoja, los medios de comunicación lo propagan e incrementan sus audiencias. Los medios en general y los deportivos en particular han hecho su agosto con la llegada de Leo Messi al Paris Saint Germain, quedando en segundo plano informativo la frustración de los seguidores culés. Las medallas de Tokio resaltan más que no haber logrado lo previsto. En el resto de la actualidad, debemos hacer algo para equilibrar el peso informativo negativo sabiendo que los pensamientos catastrofistas acaban configurando nuestra realidad por la llamada profecía de autocumplimiento. De forma inconsciente, buscamos confirmar nuestras expectativas y el ambiente social acaba por contagiarse, en este caso sobre lo negativo.

Los medios resaltan más los aspectos controvertidos y conflictivos de la realidad que el diálogo o el acuerdo. El mundo está mal, es cierto, pero no es inteligente hurtarnos lo positivo que acontece considerándolo como noticias menores con lo que influye en el estado de ánimo colectivo. Algunos informativos de televisión son capaces de emitir más de diez malas noticias seguidas logrando que hasta los anuncios publicitarios resulten balsámicos. Quiero destacar una preciosa iniciativa leída entre muchas otras cuasi desconocidas. Se trata de la iniciativa impulsada por algunos periodistas acostumbrados a cubrir las guerras. Es el proyecto Després de la pau (Después de la paz) a partir de la evidencia de que prácticamente ningún periodista –ni casi nadie– se interesa por ir a cubrir las paces, señala Sergi Picazo. El formato empleado han sido una serie de reportajes sobre los procesos de reconstrucción y reconciliación vividos en países como Bosnia, Ruanda o Sudáfrica, que comenzaron cuando las armas callaron y las cámaras se van a otros escenarios noticiables con guerra. “Corresponsales de la paz” les llama Xavier Giró, profesor de Periodismo en la Universitat Autònoma de Barcelona, en lugar de corresponsales de guerra.

A todo esto hay que añadir que si resulta más fácil vender lo malo, tenemos derecho a creer en que pueda existir un intento deliberado por generar estados de opinión catastrofistas desde los grandes emporios de la comunicación. La película ¡Qué dilema! (The Dilemma, 2011) recoge este diálogo chocante: -¿Es noticia? -Sí. -¿Lo vamos a emitir? -Claro que no. -¿Por qué, porque no dice la verdad? -¡No!, porque dice la verdad, por eso no lo vamos a emitir. El sensacionalismo como mensaje: Good news, no news.

Me niego a creer que el incremento de noticias positivas no sea rentable. El quid del asunto estriba en que tampoco resulta adecuado informar exclusivamente de las noticias positivas, que puede recordar a las “flores y pájaros” del NO-DO franquista. Si existe una tendencia a la información polémica y negativa, disminuyamos el especio informativo de las desgracias para comunicar mejor la cara positiva del ser humano equilibrando el contenido final. Generar esperanza desde la realidad positiva mostraría algo más que una sociedad casi a merced de asesinos, corruptos y desaprensivos. Algunos ya están convencidos de ello, pero si la mayoría de la humanidad no fuera esencialmente positiva y ética, hubiésemos desaparecido hace tiempo. Necesitamos visualizar con datos, cada día, que son muchas las cosas bien hechas y buenas por las que mantener la esperanza colectiva, aun en tiempos de pandemia. Y seguir luchando.


Responses

  1. Anoni Ortuzar sigue diciendo a todas horas y en todo sitio donde le dan micrófono que la culpa de todo la tiene EHBildu.

    Debe de estar muy aburrido este verano para no esforzarse en dar otros argumentos

  2. JELen agur

    Ciertamente Bildu es un motivo de continuas malas noticias en nuestra tierra.
    Gente que tiene el objetivo de desacreditar todo lo que se gestiona en las instituciones en una tierra de alto nivel de protección social, de PIB, de numerosas iniciativas sociales, que combate las desgracias y, al contrario, promueve y aplaude situaciones que nunca deberían ocurrir o haber ocurrido.

    De Bildu no disponemos de iniciativas que no sean la contestación, la revuelta, la confrontación, la promoción del clima de desconfianza en una coyuntura y en un pueblo tan débil que precisa todo lo contrario para tan siquiera poder sobrevivir a las distintas generaciones.

  3. Euskadi culpa al Estado de la “erosión silenciosa y continua” del autogobierno vasco
    El Gobierno de Urkullu considera que el afán “recentralizador” ha violentado en muchas ocasiones la letra y el espíritu del Estatuto de Gernika

    La consejera de Autogobierno, Olatz Garamendi (derecha), y la directora de su departamento, Begoña Pérez de Eulate, durante la presentación este viernes en Bilbao del libro ‘La erosión silenciosa’.
    La consejera de Autogobierno, Olatz Garamendi (derecha), y la directora de su departamento, Begoña Pérez de Eulate, durante la presentación este viernes en Bilbao del libro ‘La erosión silenciosa’.MIGUEL TOÑA / EFE
    El Gobierno de Urkullu considera que el desarrollo y aplicación del autogobierno vasco, pasados 42 años desde la aprobación del Estatuto de Gernika, está siendo víctima de la “silenciosa y continua” injerencia del Estado en las competencias que el citado pacto estatutario otorga a la comunidad autónoma vasca. “Euskadi sufre con frecuencia las consecuencias del impulso recentralizador del Gobierno español de turno”, ha denunciado este viernes la consejera de Gobernanza Pública y Autogobierno, Olatz Garamendi. Con el debate político aún abierto en Euskadi sobre la reforma del actual Estatuto autonómico, el Ejecutivo vasco se reafirma así en la necesidad de que el Estado respete su cumplimiento íntegro mientras se alcanza un acuerdo político amplio para reformarlo.

    Olatz Garamendi, la consejera que dirige ahora la estrategia vasca en las negociaciones con el Gobierno central sobre el traspaso de las transferencias pendientes, ha criticado el “vaciado de las facultades exclusivas” de Euskadi mediante “diferentes vías de ingeniería jurídica por parte de los poderes del Estado”. Ha afirmado que “la progresiva intromisión y, en ocasiones, laminación de las capacidades de las administraciones vascas a través de ingeniería jurídica es moneda corriente por parte del Estado español”.

    La consejera Garamendi ha fundamentado estas argumentaciones tras exponer algunas de las conclusiones del libro La erosión silenciosa, que recoge en casi 700 páginas informes jurídicos realizados por varios letrados del Gobierno vasco sobre la injerencia estatal en las capacidades autonómicas de Euskadi. “La erosión competencial que sufre el autogobierno vasco ha sido continua y silenciosa, y es muy perjudicial para los intereses de las instituciones y el conjunto de la sociedad”, ha enfatizado.

    Apenas 10 días antes, el lehendakari Urkullu ya se había anticipado a estas tesis, cuando en el acto de inicio del curso político anunció que una de sus prioridades para esta legislatura es la “reivindicación del cumplimiento íntegro” del Estatuto de Gernika y la defensa de su necesaria actualización. La reforma estatutaria está actualmente bloqueada tras muchos años de debate que no han conseguido alumbrar un consenso político amplio. La propuesta técnica de nuevo estatuto que cuenta con más posibilidades de concitar un amplio acuerdo es la firmada entre el PNV, Elkarrekin Podemos y el PSE-EE, aunque con votos particulares, que ya fue tramitada en el Parlamento en diciembre de 2019. Cuenta con la oposición frontal del PP, que lo considera un fracaso, y la “frustración” de EH Bildu, que ve cómo se ha rebajado la carga soberanista con relación a las bases pactadas con el PNV. Desde esa fecha no se han dado avances.

    Garamendi ha subrayado hoy que los informes de los expertos jurídicos reflejan “a las claras” que Euskadi se encuentra ante “una limitación de sus capacidades realizada desde las instancias del Estado” de una forma “imperceptible” y que “pasa desapercibida ante la opinión pública”. Y ha añadido: “Más que imperceptible es silenciosa, blanca, porque está revestida de la legalidad que proclama la jurisprudencia del Tribunal Constitucional”. “La letra del Estatuto de Gernika”, ha rematado la consejera, “ha resultado devaluada por una exasperante concepción e interpretación del Estado, marcada por una fuerte y continuada pulsión recentralizadora y opuesta al reconocimiento de la diversidad”.

    La “erosión competencial” contra el autogobierno vasco se ha producido, según Garamendi, a través de “técnicas jurídicas y políticas” a lo largo de “muchos años”. Una de estas ha consistido en “la invocación y aplicación de títulos competenciales transversales del Estado para legislar sobre materias de competencia exclusiva de las Comunidades Autónomas”. Una segunda vía utilizada ha sido “recurrir a razones excepcionales para la atribución de funciones ejecutivas no reservadas constitucionalmente al Estado”, como por ejemplo, una sentencia del Constitucional sobre Educación, que considera básico, por ejemplo, el establecimiento de un tiempo mínimo diario dedicado a la lectura en las etapas educativas, pese a que es una competencia exclusiva de las comunidades autónomas.

    En otros casos, según Garamendi, el Estado ha hecho “uso del poder de gasto estatal para influir en políticas públicas de competencia autonómica”. Con estas maniobras financieras se ha valido para “dirigir la actividad de sectores que se encuentran fuera de su ámbito competencial”, ha sentenciado la consejera.

    El Gobierno vasco considera que esta realidad no debe cerrar el paso a las negociaciones que mantiene con el Gobierno de Sánchez para ejecutar el traspaso de nuevas competencias. En el calendario acordado entre ambas administraciones quedan pendientes aún 20 transferencias tras haber aprobado cuatro este mismo año. Garamendi espera que este mismo año se convoque la Comisión de Transferencias para abordar, entre otras cuestiones, la cesión de la gestión del Ingreso Mínimo Vital (IMV), pese a que, según ha dicho, no existe sobre la mesa ninguna propuesta del Ejecutivo central. “No vamos a aceptar una mera cesión de funciones sin medios materiales ni económicos”, ha advertido la consejera.

  4. El del Pnv “la salud pública ha salido reforzada “dice en Radio Euskadi hablando de la pandemia y no hay un centro de salud que atienda a nadie

    El del Pse confundiendo los profesionales de la salud con los gestores políticos de la misma para comerse las flores de trabajo de los primeros. Qué vergüenzita!

    Nos toman por gilipollas, los que escondían vacunas sacando pecho

  5. https://www.deia.eus/actualidad/sociedad/2021/09/11/familias-mungia-piden-trabajo-social/1150001.html

    Pues es discriminatorio…. a otros les vale con reconocer el daño causado… y si les apuras mucho un sinónimo de condena.

  6. Ofrecen dinero a afectados por el Metro de Donostia para pasar página de los derrumbes
    Metro Benta Berri, responsable de las obras del metro en Donostia, ha ofrecido miles de euros en indemnizaciones a vecinos de la Avenida Zarautz, donde se produjo un derrumbe. También les pide renunciar a realizar otras reclamaciones. Inquilinos de la calle Zubieta han recibido propuestas parecidas.

  7. JELen agur

    Buf!!!

    Si buscas a golfos que te lo expliquen, pregunta a Bildu o a algún sindicato…

  8. A pesar de la pandemia , “el caso de Euskadi se encuentra en el plano completamente contrario y un año más, este territorio sigue siendo el mejor valorado en el desarrollo de su sistema público de Servicios Sociales, superando su propia calificación de los cuatro años anteriores, y rozando el máximo alcanzado en 2015 –8,05 puntos–. La nota de 2020 mejora en 0,75 puntos la de 2018 –en 2019 no hubo calificación– logrando además la segunda puntuación más alta desde que se comenzase a elaborar este informe en 2012.”

    https://www.noticiasdegipuzkoa.eus/actualidad/sociedad/2021/09/13/servicios-sociales-euskadi-frente-valoracion/1140431.html


Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios .

Categorías

A %d blogueros les gusta esto: