Posteado por: aberriberri | diciembre 17, 2019

Euskadi 2030, retos y esperanzas

Jon de Urbia

Es una realidad palpable que Euskadi es hoy día un territorio con un alto nivel de bienestar, sustentado en una base de trabajo y productividad, junto con un alto grado de cohesión social. Un auténtico logro, fruto del esfuerzo colectivo y de las decisiones estratégicas que se tomaron, desde el autogobierno inicial, en la década de los ochenta del siglo pasado; en un momento de nuestra historia, con una elevada conflictividad laboral, crisis económica (desmantelamiento de nuestras grandes industrias naval y siderúrgica), una indudable conflictividad política y una presencia contundente de la violencia.

El autogobierno tuvo, al menos, dos elementos que le permitieron hacer frente con éxito a esta situación: el Concierto Económico y un liderazgo estratégico capaz de tener visión de futuro. El primero, el Concierto, era, y es, un magnífico “instrumento” real y objetivo, de avance económico, social y político. Pero este instrumento necesitaba, al mismo tiempo, de una visión que la encauzara por el camino correcto. Visión que contemplaba, a pesar de todo, una Euskadi industrial, articulada en gobierno multinivel y en agrupaciones transversales de actividad o Clústeres; con ambición y convicción, materializada desde un Gobierno Vasco absolutamente entregado a la construcción y desarrollo de una Euskadi que resurgía de la “noche dictatorial”.

Ambos, Concierto y Visión, hicieron que hoy Euskadi sea lo que es, una sociedad avanzada en lo económico y en lo social, comparable a los territorios de referencia europeos. Desde esta perspectiva, ¿cómo se respondería a las siguientes preguntas?:

  • En el actual contexto mundial ¿Está Euskadi en disposición de progresar o al menos de mantener el nivel de bienestar conseguido? ¿Las estrategias que sigue al respecto son las correctas?
  • En el actual contexto del país, ¿está la sociedad vasca en disposición de conocer y asumir los retos de futuro a los que se tiene que enfrentar para progresar o mantener el nivel de bienestar conseguido?

Respecto a la primera de las preguntas, es necesario precisar que el actual contexto mundial se caracteriza por la nueva globalización. Esta contiene en un todo, la presencia de regiones (operadores económicos) del mundo muy diferentes, con estructuras sociales y políticas manifiestamente distintas y con niveles de bienestar y cohesión social muy desiguales, que ya de por si generan importantes desequilibrios, sin que haya una autoridad mundial que pueda contribuir a minimizarlos. La propia demografía se reparte de forma asimétrica dando lugar a dinámicas de cambios muy relevantes de carácter antropológico, social y de valores. Ante esta situación la posición internacional de la Unión Europea (un tanto debilitada últimamente), en la que Euskadi está inmersa, es fundamental.

Además, hay que añadir a lo mencionado la expansión sin precedentes y sin vuelta atrás de la digitalización, cambiando de forma disruptiva el trabajo y las relaciones laborales. La nueva globalización y la digitalización configuran y configurarán durante mucho tiempo escenarios caracterizados por la inestabilidad.

Ante esta situación Euskadi, como sociedad avanzada que es, presenta un entorno empresarial de calidad, una productividad elevada, una internacionalización importante y una vocación innovadora indiscutible. Sigue teniendo un perfil industrial superior a las economías del entorno (10 puntos por encima de España y Europa), complementado por organizaciones que trabajan en el ámbito de los servicios a empresas intensivos en conocimientos; es en definitiva una sociedad competitiva en el contexto mundial. Además con los recursos que le permite disponer dicha competitividad, presenta un alto grado de bienestar y de cohesión social.

Desde esta perspectiva la estrategia-país competitiva, adoptada desde hace algún tiempo es la de la Innovación. La Innovación y en particular la innovación empresarial, es la materialización de la estrategia de diferenciación, que en el ámbito de la competitividad es la que puede adoptar nuestro territorio dada su posición geopolítica.

Euskadi lleva un largo período de inversión en Innovación y de configuración de entornos y factores para que ello sea posible a través de los sucesivos Planes de Ciencia, Tecnología e Innovación (PCTI).En la evolución de dicha política se ha transitado hacia posiciones en las que la Ciencia y la Tecnología se han convertido en un motor fundamental de progreso en el camino de la innovación. Cuenta para ello con una red vasca de ciencia, tecnología e innovación (RVCTI) amplia y consolidada que pone a disposición de las empresas vascas una excelente oferta de conocimiento avanzado. En la actualidad estas cuestiones se concretan con la aplicación de la RIS3 y la adopción de Estrategias de Especialización Inteligente.

Y ¿cómo se sitúa en el panorama internacional este esfuerzo innovador? Para responder a esta pregunta existe el European Innovation Scoreboard, elaborado por la Comisión Europea y que califica a cada región por su nivel innovador. Euskadi ha estado hasta este año en posiciones de región altamente innovadora, a punto de alcanzar la posición de región líder en innovación, siendo la única en el Estado español con dicha calificación.

En los resultados de 2019, se ha perdido dicha posición para pasar a ser región de innovación moderada, ascendiendo por el contrario en la península ibérica Lisboa y Oporto al nivel de altamente innovadores. Si se admite que la estrategia de innovación es una de las condiciones necesarias más importantes para mantener el nivel de competitividad internacional, esta nueva situación se convierte en un reto de respuesta inmediata. Hay que volver al nivel anterior lo antes posible.

Si no hay competitividad no hay recursos para el bienestar y para la cohesión social, y Euskadi está “acostumbrada” a tener posiciones muy elevadas en ambos conceptos.

Para ello es preciso que la sociedad vasca se conciencie de la importancia de la cuestión. Y es esto lo que pone en el foco la segunda pregunta, la disposición por parte de la comunidad a asumir y enfrentar los retos mencionados.

De manera más precisa, se puede decir que incrementar de nuevo el nivel de innovación supone también enfrentarse, al menos, a los siguientes retos: al tamaño empresarial, a la evolución demográfica, a la desigualdad, a la fiscalidad y a la sostenibilidad.

El tamaño empresarial de Euskadi se caracteriza por su dimensión reducida, tan sólo el 0,2% de las empresas son grandes, aunque supongan el 30% de los empleos. Ello supone mayores dificultades para abordar los requerimientos de una innovación competitiva en general y de una industria 4.0 en particular. También pone de manifiesto cierta debilidad a la hora de disponer y mantener centros de decisión empresarial, por lo que las características del entorno devienen fundamentales.

En cuanto a la evolución demográfica, desde hace algún tiempo, la sociedad vasca es una sociedad progresivamente envejecida. No tiene capacidad endógena de mantener o incrementar la población, siendo la inmigración la que permite situarse en un equilibrio de mantenimiento (situando a las pensiones en posiciones de tensión social). Dentro de este apartado, la capacidad de creación, atracción y retención del talento es clave para un tejido socioproductivo competitivo e internacionalizado. Por todo ello es fundamental configurar un modelo integral de migración que vaya más allá de los diferentes planes de actuación al respecto. Innovación y talento, son las dos caras del motor del progreso económico y social.

Euskadi es una sociedad con un alto nivel de bienestar, donde la sanidad y la educación son gratuitas, y donde la cobertura social es amplia y sostenida (por ejemplo, la RGI). En este sentido está a la altura de las sociedades europeas más avanzadas en igualdad, como lo atestigua la tasa AROPE. La posición vasca en dicha tasa es similar a Finlandia, Dinamarca, Suecia, llegando incluso a superarlas en algún momento. En Euskadi el 20% más rico, dispone de 3,9 veces más de ingresos que el 20% más pobre, llegando esta cifra a un 6,9(veces más) en España. Este esfuerzo colectivo contra la desigualdad requiere de unos ingresos sostenidos en el tiempo, de ahí, que se insista en la importancia de la combinación entre innovación y talento.

La fiscalidad concentra de forma sintética parte de los puntos mencionados. El sistema fiscal representa el mecanismo de redistribución de la renta y la riqueza y por ende califica un entorno como facilitador o dificultador de generación de riqueza. En el caso vasco, se dispone de un sistema fiscal muy presionado en la recaudación por renta de las personas físicas (IRPF), donde el 70% de lo recaudado proviene del 25% de los contribuyentes (de manera aproximada), lo que puede generar la reducción del margen de actuación fiscal. Por un lado, es necesario disponer de recursos públicos para las políticas públicas de bienestar, pero por otro es clave que no se generen dinámicas de captura de rentas, que poco pueden ayudar a la atracción y retención del talento.

Por último, está el reto de la sostenibilidad medioambiental, al que hay que hacer frente con inteligencia. Euskadi y parte de su actividad económica están altamente condicionados por el ritmo que se tome en la transición energética. Tampoco se puede olvidar la alta dependencia energética del territorio (un 94%, frente a un 72% en España y un 54% en la UE). Una vez más la innovación podrá ser un camino para una transición y una sostenibilidad necesarias.

Vistas estas cuestiones-retos, es preciso que la sociedad vasca entienda la necesidad de plantear los mismos de una manera conjunta, global e interdependiente; para que de esa forma se generen ecosistemas innovadores que mantengan e incrementen el nivel competitivo y se garanticen las fuentes de riqueza suficientes para nuestro modelo de sociedad.

Pero ¿es eso así?, o las cuestiones-reto mencionadas surgen en el relato de nuestra sociedad de forma desagregada y unitaria, además de aislada, bien desde un ámbito experto y profesional o bien promovidas por intereses políticos de carácter táctico y sin ninguna focalización productiva y solidaria.

Es fundamental que las cuestiones-reto, la Innovación y el Concierto Económico se vean, en un todo coherente y como tal obtengan la centralidad de la sociedad en sus debates y anhelos. En definitiva, es clave que estén situados en la ventana de Overton.

De esa manera lo que es reto se convertirá en esperanza. Euskadi lo necesita, Euskadi se lo merece.


Responses

  1. Muy buen artículo. Bien que se diga lo que nadie dice (ni siquiera los portavoces del PNV). Sin el Concierto y si una “visión” de país, Euskadi en las condiciones de los 80 se hubiera ido al garete. Es esa combinación de autonomía fiscal y visión de las condiciones concretas de nuestro país lo que nos ha hecho superar un modelo industrial decadente y crear un nuevo modelo de industria. Cuando aquí todo el mundo hablaba de los “servicios” la apuesta por la industria fue un acierto y hay que subrayarlo.

    Los peligros no son escasos. Euskadi (y Europa) tienen que competir con países como China y la india donde no existen servicios sociales dignos de tal nombre, donde la enseñanza no es gratuita, donde le trabajador vive con menos de 100 euros al mes, donde no existe emigración… Es decir, nos tenemos que mover con países que en términos de bienestar e igualdad están a años luz de nosotros.

    El reto está, según lo veo por la tesis del artículo, en tratar de mantener el nivel de bienestar y cohesion social con un aumento de la productividad. Parece que Euskadi ha bajado a ese respecto. No podemos permitírnoslo. Sin una economía productiva no hay servicios sociales.

  2. Muchísimas gracias por tanta flor sin fin para describir el famoso Oasis pero uno se pregunta a qué viene tanta autocomplacencia, algún nubarrón a la vista ?
    Por señalar alguno, según el Eustat el gasto en Sanidad va para abajo lenta pero inexorablemente
    Tampoco la recaudación fiscal está a la altura de los países del Norte de Europa, ni mucho menos y eso que lindan con la renta per capita de estos lares

    Cree el articulista que con el salario con el que los jóvenes entran al mercado de trabajo pueden subir el índice de natalidad, ingenuo sería si lo pensase
    Enfin, y así todo, cuando las reformas laborales que se hacen en Madrid se siguen al pie de la letra por aquí sucede lo que sucede, compararse con Extremadura sale rentable, no tanto con Escandinavia

    Por cierto los gaditanos también están mejor que los marroquíes, a qué sí…

    Pues eso

  3. Me parece Rober que te apresuras en hacer un diagnóstico que nada tiene que ver con lo que dice el artículo. ¿Lo has leído? Pues tu crítica nada dice acerca de las amenazas que contempla. Lo de la fiscalidad no se si lees que el 25% de la población paga el 70% de la recaudación. ¿Qué recomiendas? ¿una política bolivariana?

    En cuanto a igualdad/desigualdad Euskadi está a la altura de Dinamarca. A ti te parece que es como extremadura. ¿Qué indicadores utilizas? ¿La radio makuto de la herriko taberna?

    El problema que tiene Euskadi es el emprendimiento en el que los jóvenes tendrían que entrar y no lo hacen. ¿Por qué no lo hacen?

  4. Se incide en el problema de la natalidad vasca, peto no se indica como solucionarlo.

    Pero nuestros naciinalistas y/o patriotas profesioales, tienen alguna idea?

    Me temo que NPI, con sus raca-racas se acaba la produccion de ideas.

  5. JELen agur

    La media anual de crecimiento del gasto sanitario público en el quinquenio 2013-2017 fue de un 2,6 por ciento. En este mismo período, el PIB creció, en términos medios anuales, un 3,3 por ciento.

  6. Y el Euskadi Think Gaur 2020 en que quedo?.
    Direis que era de hace la tira, imaginaros era de cuando detuvieron a Alfredo de Miguel la primera vez.

  7. Victor, vete a algún Ongi Etorri que te quedan unos cuantos para jalear a los asesinos de ETA hasta que te jubiles.

  8. Vale pero no mandeis a la txakurrada vasco-española a darnos ostias.

  9. No, no te preocupes, los chicos de la Kale Borroka no dejarán las prisiones ese día.

  10. JELen agur

    Debemos dejar a la txakurrada hispano-komunistak destruir mobiliario urbano? Pasar por el forro las normas de convivencia?

    A Think gaur 2020 se lo comió la crisis…
    Pero realmente fue ilusionante.
    Qué pena!
    Bueno, habrá que seguir generando iniciativas en lugar de protestar por las que no prosperan!

  11. Bitartean,etengabeko borrokak ematen ditun hitzbideakin biziko dira iraultzaileak,kañabera bere amuarekin beti prest hibai nahasietan etekinak ateratzeko asmoarekin.

  12. El exconsejero de Salud dimitido por el fraude de las oposiciones médicas ficha por una aseguradora privada internacional (liderada por Joseba Grajales y el exconsejero de Salud y exvicelehendakari, Jon Azua).

    Puertas giratorias a velocidad de rotación exprés. Y en sentido de reforzar la sanidad privada (y, por lo tanto, minar la pública). Indignante. Viva el oasis vasco.

  13. Jon Darpón, el exconsejero de Salud que dimitió finalmente el pasado mes de marzo por la investigación abierta en torno al fraude en las oposiciones médicas del Servicio Vasco de Salud (Osakidetza), fichó en menos de dos meses por una aseguradora privada internacional radicada en la pequeña localidad de Arkaute, a las afueras de Vitoria. Darpón es ahora director para Eurasia del grupo Keralty, nueva denominación de Sanitas Internacional que une las palabras ‘care’ -cuidados- y ‘alty’ -excelencia-, y también responsable de Operaciones. La firma está presidida por un empresario millonario cercano al PNV, Joseba Grajales -según Forbes, el 64º más rico de España-, y tiene como ‘número dos’ a otro exconsejero de Salud y exvicelehendakari nacionalista, Jon Azua.

    Darpón, médico de Osakidetza, ocupó durante 16 años diferentes cargos intermedios en la Sanidad pública vasca hasta que, con la llegada del Gobierno socialista de Patxi López en 2009, pasó a la compañía privada IMQ con cargos de alta responsabilidad. De ahí lo rescató el lehendakari Iñigo Urkullu en 2012 para ser el responsable de la cartera con mayor presupuesto del Gobierno vasco hasta que más de seis años después se vio forzarlo a abandonarla por la crisis de la OPE celebrada en 2018, sobre la recaen numerosas denuncias de que se filtraron los exámenes para beneficiar a aspirantes muy concretos en las categorías de especialidades médicas.

    Tras su dimisión, según la documentación oficial a la que ha tenido acceso este periódico, consta Darpón solicitó el “reingreso” en el grupo IMQ. Las fuentes consultadas, sin embargo, indican que el político quería cambiar de aires. Consta también que dos días antes tenía ya el plácet del Gobierno para saltar al grupo Keralty, “con centro de trabajo ubicado en Arkaute (Álava)”. Se da la circunstancia de que dos de los máximos responsables de esta firma, rebautizada así recientemente, en concreto Grajales y Azua, fueron consejeros de IMQ, su antigua empresa. Fuentes de la compañía indican que causaron baja en 2015 a pesar de que por error este periódico había informado inicialmente de que continuaban en el puesto.

  14. Rober, es un poco escandaloso que nos vengas con un corta y pega de Igor Meltxor y Baltasar sin aportar nada más que la filosofía de la sospecha. Pero incluso en el caso de que fuera culpables ¿A ti te parece que Kubati el asesino de ETA al que recibís y que fue condenado por asesinatos reales es mejor persona que Darpón y Azua? O, sin ir más lejos ¿es mejor el secuestrador no arrepentido Arnaldo Otegi?

  15. JELen agur

    Se denuncia lo ilegal. Que para eso la Izquierda Radical utiliza los tribunales contra sus oponentes cada vez que puede. Y pierde.

    Que amor por el despacho y las instituciones como la izquierda no hay. Y esto ocurre en este país, o se van a Argentina, Cuba, Venezuela o donde sea. El parqué le tira a todo el mundo, pero a los de izquierda especialmente.

  16. El “padrino”
    Y eso que considera que, en efecto, la apartaron de una segunda adjudicación en Miñano. Es más, el tribunal ve probado que la trama benefició a otro empresario afín que sí pagaba comisiones, Sergio Fernández Oleaga (de Stoa y que sigue trabajando hoy para la Administración vasca). Fernández Oleaga llamaba a Txitxo “padrino”. “Es habitual usar la palabra padrino de forma coloquial para referirse a una persona que ampara y protege a otra y que a veces emplea su poder para facilitarle la consecución de algo, subraya la resolución, que viene a dar la razón a la Fiscalía. El fiscal que llevó el caso desde el inicio, Josu Izaguirre, ironizó que en la contratación pública no eres nadie sin padrinos. Habló incluso de prácticas propias de la mafia siciliana en Euskadi. Ahora ha pedido el ingreso inmediato en prisión de los condenados principales.

  17. Las relaciones “íntimas” y de partido también jugaron un papel clave en las adjudicaciones irregulares en el Gobierno vasco, en el área de Juventud que dirigía un amigo de Txitxo, Xabier Sánchez Robles, que presentó pruebas falsas para buscar su absolución, lo que ha agravado su condena hasta ser una de las más altas. Kataia Consulting, Errexal y Ortzi Muga recibieron contratos ‘a dedo’ de manera irregular y en algunos casos ni siquiera realizaron los trabajos pagados con dinero público. Además, Juventud dio una subvención de 90.000 euros a las seis cuadrillas o Gobiernos comarcales de la provincia de Álava. Todas eran del PNV y todas -destaca la sentencia- contrataron a la vez a Errexal con un procedimiento “opaco” y a pesar de que era una empresa nueva y sin medios ni experiencia. Fue una “recomendación”. De Miguel, Tellería, Ochandiano, su esposa Iratxe Gaztelu-Urrutia, Echaburu, los gestores de Errexal y Ortzi Muga, Iñaki San Juan y Josu Montés se conocieron en EGI en la década de 1990, las juventudes del PNV. Ellos mismos lo contaron en el juicio y así lo recoge el fallo.

  18. Para Rober,

    Una ética:
    “iraultza egitea —eta ez iraultzaile izatea— momentuko estruktura politiko, kultural, sozial eta ekonomikoak aldatzeko efikazena den hori egitea da.” (Argala)

    Un reproche:
    Pablo Casado, ha reprochado que no se “hilvane una moción de censura contra Urkullu por el denominado caso De Miguel”.

    Una pregunta:
    ¿Quién sería el/la candidato/a?

  19. JELen agur

    EGI es un buen sitio para conocerse. Habrán conocido a mucha gente buena y honesta.
    La Herriko es peor. Ahí se acepta el asesinato, el robo, la tortura, la persecución de forma generalizada…Y aplaudían por ello. Y promueven la guerra popular, el enfrentamiento, la coacción, el ejercicio político mafioso para el objetivo de la dictadura.
    Un modelo de relación, vamos.


Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios .

Categorías

A %d blogueros les gusta esto: